Ideas para novios en San Valentín

Regalos para él

Si hay un día en el que nuestro “enamoramiento” se dispara, ese es el 14 de febrero, el día de San Valentín. Si buscas ideas para regalarle a tu novio, hemos preparado una pequeña selección de regalos para todos los bolsillos.

Desde pequeños sabemos que es el día de los enamorados y en tal sentido, salvo algún que otro gruñón o desencantado momentáneo, despertamos con el romanticismo por las nubes y una euforia especial, cuya meta final es satisfacer con nuestro regalo y amor a la o las personas que amamos.

Claro, lo más tradicional es centrar todo ese amor en nuestra pareja, a la que queremos hacer sentir como si fuera la más feliz del mundo, una sensación que si queremos hacer que nuestra relación dure deberíamos intentar propiciarla siempre, pero ese día los esfuerzos se multiplican.

Sin embargo, en ese afán por regalar algo realmente especial solemos hacernos un verdadero lío. Siempre queremos dar algo excepcional, que demuestre todo lo que el otro u otra vale para nosotros.

Pero estos líos son fútiles. Regalar en San Valentín no tiene por qué ser un problema, pues opciones válidas y efectivas hay muchas, tal y como te mostraremos aquí, a partir de algunas ideas de regalos para tu novio o novia.

Manualidades

Básicas, primarias y, para algunos pocos dados a ellas, difíciles, las manualidades son regalos que funcionan siempre.

Al regalar algo salido de nuestras manos y hecho con empeño y esfuerzo le hacemos entender a la pareja que vale mucho para nosotros; lo suficiente para dedicar un tiempo considerable en pensar y crear algo único y especial, como el amor que le profesamos.

En nuestra opinión, pueden valer más que la mera adquisición de cualquier artículo industrial, aunque hay muchos que vienen para ser personalizados y completados con nuestras propias manos, a partir de los gustos y el contexto que le queramos imprimir.

Ejemplos de manualidades pueden ser tarjetas (bonitas y curradas, que es un día especial); packs románticos personalizados, que pueden contener de todo, desde dulces hasta objetos significativos para la relación; adornos alusivos a lo vivido juntos, y mucho más.

Viajes y paseos

Viajes y paseos a lugares significativos para nuestra pareja son también un excelente regalo.

Si no podemos regalarle el viaje que tanto ansía a la India para ver el Taj Mahal, por ejemplo, podemos cúrranoslo un poco y recrear un espacio cualquiera como la habitación. De esta forma, le estaremos llevando su lugar preferido al sitio en el que cada día compartimos con ella o él, y crearemos un momento mágico e inigualable, que nunca olvidará.

Igualmente, podemos prepararnos para el especial día e ir al restaurant preferido de la pareja, a ver su peli favorita o hacer cualquier otra salida en la que sus gustos y deseos sean el elemento en torno al que gira la actividad ocasional.

La relación como centro

Una idea muy buena para regalar tanto en San Valentín como en cualquier otra fecha especial para una relación es apelar a objetos o artículos que tributen a la memoria y desarrollo de la misma.

Uno de los mejores ejemplos en este sentido es un diario en el que nuestro novio o novia, esposa o esposo, vaya anotando todo cuanto acontece en el enlace amoroso

Al cabo de los años, cuando nos detengamos a leerlo, reviviremos los momentos más lindos y especiales, con lo que compensaremos la mella que la rutina pueda estar causando en la relación.